lunes, 7 de septiembre de 2009

ROMPER "EL SILENCIO"
Hay momentos en la vida en que uno debe romper su silencio, sus propias mordazas invisibles, enfrentarse a sus propios abismos, sabiendo, además, que una vez cruzada la puerta de la libertad, nada va a volver a ser como antes. El premio de la liberación es el vértigo, el vértigo que trae consigo el interrogante, el vértigo que trae consigo el saberse uno hacedor de su propio camino. Uno rompe el silencio para tener la certeza de que es uno y no otro el que piensa, el que siente, el que dice, el que hace, el que sueña. Libertad es ser dueño de nuestros pasos, aceptarnos en el abismo de nuestras miserias, amarnos en el acantilado de nuestros temores, es tener el valor de ser lo que uno es.
Hace algún tiempo rompí mis silencios a través de la escritura. La escritura ha sido para mi un camino de auténtica liberación personal y una vía de reencuentro conmigo mismo. Ahora, lo que deseo es reencontrame con vosotros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails