domingo, 1 de agosto de 2010

UNO APRENDE

Voy invisible cogido de tu mano, Ausencia
viviendo este amor extraño sin su cáscara
Mis latidos se van contigo a ese vasto desierto
de ingrávidas arenas al que todos volvemos algún día

Uno aprende a ser rebelde,
entre las cosas y los seres
Uno aprende a gritar,
a izar banderas rotas
Uno aprende a matar,
a matarse por amor

Uno a prende a derramar la miel sobre el tablero,

a echar de más, a salir intacto del averno
Uno aprende a desatar cabos,

a abrirse paso entre una multitud de espantapájaros
a no pertenecerse,
entre oleadas de orgasmos violentos.



Comenta en Facebook


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails